"Volando Voy" y su apoyo al proyecto de Ramón Recuero

Desde hace ya 5 años, el programa de tv “Volando voy” apuesta por visibilizar la España rural a través de las historias de sus singulares habitantes o de poder descubrir los bellos paisajes desde el aire de zonas recónditas de nuestro país.

En esta nueva temporada, Jesús Calleja ha aceptado el reto de poner en marcha algunos proyectos de personas que están convencidas de que es posible atraer nuevos vecinos a los pueblos o al menos retener a los que ya tienen.

Este es el caso del maestro forjador Ramón Recuero y su proyecto de Co-Forging, en Cervera de los Montes, un pequeño pueblo de Toledo donde se ubica su proyecto de crear una escuela de forja tradicional y un vivero de microempresas.

Conociendo a Ramón desde hace ya más de 10 años y habiendo colaborado juntos en varios proyectos, hemos querido sumarnos a este apoyo de Jesús Calleja y su programa, para que este sueño de Ramón se haga realidad y atraiga a jóvenes de nuestro país y de fuera, con ganas de aprender un oficio artesanal como es la forja y además poder crear su propio negocio.




TRANSFORMACIÓN DE LA FACHADA PRINCIPAL


 

Elemento gráfico principal: Espiral de Fibonacci

Para el diseño de la fachada de un espacio de forja del siglo XXI, nos inspiramos en esta actividad artesanal, a la hora de elegir los colores y los elementos ornamentales. Como color principal de la fachada se eligió negro mate, por ser el color asociado al interior de las fraguas y al color del carbón. Contrastando con el color negro dominante, se eligió el rojo para la puerta metálica central de acceso, símbolo del fuego, otro elemento central en la forja de metales. Trabajando en la búsqueda de motivos gráficos, se descubrió que la fachada encajaba perfectamente en la Espiral de Fibonacci y cumplía proporciones áureas. La rotulación de la espiral se realizó valiéndonos de un compas diseñado para este proyecto y se rotuló en color blanco.








Elementos en cerrajería: La "Parreja"

Siendo la forja la actividad principal del espacio, se diseñaron varios elementos en forja y cerrajería para intégralos y aportar personalidad a la fachada.

Para la protección de los tres grandes ventanales de la fachada se diseño “la Parreja” una reja inspirada en una parra, un elemento vegetal muy típico de la zona.



 











 

Rotulación

La rotulación de la parte superior de la fachada se encuentra inspirada en los rótulos de arquitectura industrial de la primera mitad el siglo XX. Se ha elegido una tipografía asociada a una actividad artesanal de origen muy antiguo. Existe un rótulo inferior a la izquierda de la puerta principal y junto al buzón para el que se ha utilizado una una tipografía Avenir next, una fuente sencilla, moderna y de fácil lectura. En la puerta de acceso lateral se ha integrado el numero de la calle (31) en gran tamaño en un color gris claro, un rasgo moderno que contrasta con la antigüedad y lo artesanal de la actividad.





Ventanas

Para toda la franja horizontal de ventanas se diseñó a modo de vidriera un patrón gráfico geométrico con una escala de colores que van del negro al amarillo, haciendo referencia a los diferentes colores que toma el hierro según se eleva su temperatura en la fragua.



Yunque y Veleta en forja

Se diseñó la imagen de un yunque alado como símbolo de la agrupación “Forjadores de sueños” integrándose en el rótulo principal de la fachada. Finalmente la fachada se coronó con una veleta, con motivos de forja.







PIXELATA "La mirada de un Maestro"

Nuestra sorpresa final para Ramón

“Una tarde lluviosa de Diciembre de hace 10 años entramos por primera vez en la fragua de Ramón Recuero en las Vegas de San Antonio, una aldea de colonización muy cercana a Talavera de la Reina. Aquel lugar parecía haber sido sacado de una novela de realismo mágico, por donde caminaban pavos reales y adornaban sus calles extrañas esculturas de hierro oxidado.

Ver a Ramón golpeando el metal candente en el yunque nos dejó hipnotizados, viajando a otro mundo y a otro tiempo. Todavía tenemos grabada en nuestro recuerdo esa mirada de Ramón, dulce, cercana y a la vez muy poderosa… era la mirada de un maestro.”

Aquella experiencia nos animó a crear un mural pixelado realizado con latas de bebida recicladas, con la mirada de Ramón como protagonista y que sirviera como regalo y broche final del programa.

Esta instalación de recycled art forma parte de “PIXELATA”, un proyecto de sensibilización hacia el reciclaje y la economía circular, a través del arte.

El motivo gráfico se realizó utilizando la técnica de pixelado, pintando las bases de las latas de bebida (pixelata) en una escala de 8 grises, blanco y negro, creando un lienzo continuo de 200 x 550 cm, usando 3.000 latas recicladas.

La razón de trabajar sobre este material, se debe a capacidad de reciclado infinito que tiene una lata de bebida, siendo un excelente ejemplo para transformar en los ciudadanos el concepto de basura, en recurso valioso y comprender conceptos como el reciclaje y la economía circular. En la recolección de las 3.000 latas recicladas, han participado vecinos de Carabanchel.

Esta pieza ha contado con patrocinio de Cada Lata Cuenta y es totalmente sostenible y reciclable, el día que se quisiera retirar, solo habría que fundirla para conseguir 60 Kg de aluminio, integrándose este material de nuevo en el ciclo circular, para hacer otras tantas latas nuevas o por ejemplo siete cuadros de bicicleta.












Agradecimiento especial

Sin ellos, realmente nada de esto hubiera sido posible

Top